Puig d’Esquers

Puig d'Esquers Puig d'Esquers

Nos encontramos en el paraje natural de la Albera.
El terreno es de naturaleza básicamente granítica y pizarrosa con unos valles estrechos y de gran pendiente, donde la fuerte insolación, la acción de la tramontana, la secular huella del pastoreo y los incendios han conformado un paisaje extremadamente desolado, sobre todo la sierra de la Balmeta. La sierra de la Baga d’en Ferran tiene algo más de vegetación, puesto que el alcornocal del Mas Guanter forma parte de un bosque en convenio. Las riberas de la riera Balmeta también están bastante tapadas por la vegetación, esta vez más molesta.
El patrimonio arqueológico e histórico es espectacular, especialmente representado por más de un centenar de monumentos megalíticos (dólmenes, menhires y necrópolis) que encontramos esparcidos por todas partes. En cuanto al patrimonio arquitectónico, sobresale el monasterio de Santo Quirze de Colera, documentado ya en el siglo X y del cual se conserva la basílica y los restos del claustro. De castillos también hay, destaca el de Requesens, reconstruido en el siglo XIX, a los pies del puig Neulós. Por último, elementos como por ejemplo molinos, pozos de hielo, puentes, barracas de pastores o grandes masías acaban para completar un rico patrimonio cultural.
En cuanto al patrimonio que se puede visitar en este recorrido tenemos que destacar la abadía benedictina de Sant Quirze de Colera. El edificio más importante del conjunto es la iglesia, de tres naves, con transepto donde se abren tres ábsides. Hay restos del claustro, de elementos fortificados, dependencias que rodean el claustro y el palacio abacial. A poniente del conjunto se encuentra la pequeña iglesia románica de Santa Maria. También se puede visitar, haciendo un pequeño desvío de la ruta propuesta, la ermita de Sant Miquel de Colera. También veremos tres de los dólmenes más representativos: el de Dofines, en la carena del mismo nombre, el del Pasaje y el del puig d’Esquers, este último junto a la cumbre.
Un último detalle. Al lugar al cual se propone aparcar está también el restaurante El Corral de Sant Quirze, abierto cada día excepto miércoles y vacaciones.

Referencias aproximadas de los puntos de paso.

paradas incluidas

Punto de pasoLatitud NLongitud ETiempo h:m:sAltura metrosDistancia acum. metros
Coll de la Serra42.3791533.08087800:00:002450
Coll de la Rossa42.39333.07718500:30:543031.707
Sant Miquel de Colera42.39943.09477802:57:135014.772
Puig d’Esquers42.3926633.09641403:15:236045.596
Sant Miquel de Vallmala42.3884853.08715203:47:422996.933
Font d’en Perassa42.3900823.08868503:59:082857.200
Acceso al Mas de Baix42.3843473.08340304:22:331868.345
Coll de la Serra42.3791053.0809404:43:312459.373

Ficha técnica

Datos obtenidos del análisis de un track grabado con un GPS Two Nav Esportiva

  • Toponimia: Nomenclàtor of. Catalunya
  • Punto de inicio: coll de la Serra
  • Itinerario señalizado: mo
  • Tipo de actividad: senderismo
  • Fuentes de agua: sin garantías
  • Dificultad física: moderada a alta
  • Altura máxima: 604 metros
  • Pendiente media de subida: 14,06%
  • Cartografía: ICGC 
  • Como llegar: itinerario Google Maps
  • Tipo de terreno: pistas y senderos
  • Tipo de recorrido: circular
  • Tiempo parado: 2 horas 07 minutos
  • Dificultad de orientación: moderada
  • Altura mínima: 186 metros
  • Pendiente media de bajada:  16,42%
  • Mapa: hoja 78-20 e/1:25000
  • Accesibilidad: se llega con vehículo normal por pista de tierra
  • Itinerario hecho en sentido: horario
  • Tiempo caminando: 2 horas 36 minutos
  • Dificultad de progresión: alta
  • Ascenso positivo: 706 metros
  • ibpindex: 72   consultar documento

Reseña del recorrido

Así lo viví yo el día 12 de mayo de 2013, fecha de realización del recorrido.

Salgo del aparcamiento y me dirijo a cruzar el rec de la Perdiu por un puente de madera. Solo cruzarlo ya conecto con un camino escalonado que sube en busca de la font del Convent. Queda apartada unos metros fuera del camino, a la izquierda según el sentido de subida. Ya se empiezan a ver señales de pintura amarilla.
Poco tiempo llevo andando y ya encuentro el primer desvío. Por la izquierda, en sentido nordeste se va el camino que sube al coll de Pallerols. Este será el camino por el cual volveré, así pues, ahora sigo en sentido sudeste, con la traza bastante más precaria. El camino empieza estrecho por culpa de los arbustos, mayormente garrics que dificultan un poco la progresión pero que se deja hacer. En estos primeros centenares de metros encuentro imprescindible el uso de pantalones largos y camiseta de manga larga porque la vegetación es suficientemente alta para rascar los brazos.
El camino, siempre en sostenida subida, supera el cauce de un rec o còrrec seco, más adelante pasa por encima de la cabecera del rec dels Forns y empieza a ensancharse hasta que finalmente me deja en un cruce. Hay un poste de madera con carteles informativos. El desvío de la derecha baja a una zona de interés por la existencia de unas inscultures prehistóricas y más abajo al Mas Mallol. Por la izquierda continúa el camino pintado que se dirige a Vilamaniscle.
Sigo esta última opción para lo cual voy subiendo, ahora en sentido este. Mi intención primera era diferente de la que finalmente hice. Me explico: la última vez que fui a recorrer esta vertiente, allá por mayo del año 2013, conseguí bajar por el alcornocal d’en Castelló hasta el pla de les Guilles y de allá al casal del Colomer y subir por el Argentinar para conectar con este camino. En esta ocasión quería hacer lo mismo pero en sentido contrario, y así hacer otro recorrido diferente del clásico del coll de Dofines, muy presente ya a internet. Lo cierto es que no las tenía todas conmigo porque ya aquel año la cosa fue muy justa. Y está claro, la erré. No pudo ser. Ahora todo es vegetación. No quise averiguar hasta dónde.
Este contratiempo me llevó a ir por el camino señalizado y llegar finalmente al coll de Dofines, que como ya he dicho no era mi intención pero la cosa fue como fue. El caso es que la subida hasta el coll es fácil hasta que se acaba la pista y se convierte en sendero. Este camino también tiene sus puntos incómodos, pero se llega bastante bien al coll.
Una vez estoy en la carena todos los males se desvanecen. El camino se aclara y siempre siguiendo la carena en sentido sur, el rastro, rompepiernas, sube al dolmen de Dofines y me hace pasar por el lugar en el cual quería haber salido si hubiera podido hacer el recorrido originariamente programado, más adelante baja al coll del Trauc, vuelve a subir al puig del Roure y finalmente baja al coll de la Rubia, primer punto importante del recorrido.
Aquí dejo el camino que por el sur empieza a remontar la serra de la Baga d’en Ferran y también el que por el noroeste se va hacia Rabós y sigo la dirección que marca el cartel con el texto «Dólmenes». Qué diferencia ahora con el año 2013. Hoy unas grandes rayas amarillas y un camino perfectamente desemboscado hacen muy fácil el descenso hasta el torrent de la Balmeta. Se tiene que tener cuidado en la parte final, puesto que la ladera es muy pendiente y hay riesgo de resbalones, en principio sin consecuencias graves pero sí con un buen golpe en el culo.
No hace falta que explique grandes historias. Solo hay que estar al tanto de las señales amarillas. Ya se ha perdido el espíritu de aventura que años atrás tenía lanzarse por estas vertientes de viejos caminos perdidos y difíciles de seguir. Ahora ya es un plácido paseo que nos lleva bajo el dolmen del Pasaje. Para subir se tiene que tener mucho interés. A estas alturas del recorrido las piernas ya van un poco cargadas y la distancia a superar para llegar, no deben de ser más de 15 o 20 metros, tiene una fuerte pendiente, que se tiene que subir para después bajar. En fin, puesto que estoy…arriba al dolmen
De nuevo al camino sigo igual. Señales amarillas adelante y enlazo con la pista que lleva a Sant Martí de Vallmala, a la altura de la font d’en Perassa, tapiada. Ya estoy en las cuatro piedras que han recuperado para decir que se ha hecho una restauración. Una foto porque no sea dicho y de nuevo toca subir de lo lindo, acompañado de las omnipresentes rayas amarillas y subo a enlazar con la pista que va hasta el coll de la Serra. El año 2013 bajé del dolmen del puig d’Esquers hasta aquí, directamente, sin camino ni hitos. Ahora ya hay traza, hitos y pintura. Pensaba subir a la cumbre por la pista pero, qué coi, si hay camino, ahorro rodeo por pista.
Cuesta superar la pendiente pero se llega fácil al dolmen y a la cumbre. Acostumbra a soplar viento fuerte y hoy también me da la bienvenida, de hecho, desde el coll de la Rosa ya me estaba avisando. Suerte que lo tenía de espaldas. Hace sol y las vistas son inmejorables. Es lo mejor de todo el día. A pesar del viento, me estoy un buen rato disfrutándolas.
Para continuar con la propuesta, de la cumbre bajo al coll de Sant Miquel por un sendero que baja directo y que permite ahorrar la pista. Del coll se puede continuar por el sendero marcado con las señales amarillas, que llevan a la ermita románica de Sant Miquel de Colera. Esto es lo más natural y normal. En mi caso, ya había visitado el lugar en dos ocasiones anteriores, así que opté para ir por la carrerada que recorre toda la carena de la serra de la Balmeta y aprovechar el cielo abierto para seguir disfrutando del horizonte, puesto que por el camino de la ermita no hay vistas. No son diferentes de las ya contempladas desde la cumbre, pero hacen que el camino sea más entretenido.
Esta vieja carrerada de trashumancia hace de nuevo diversos sube y baja que continúan cargando las piernas (la opción de la ermita es más llana), pasa por un coll donde se encuentra con un desvío que lleva, o viene, de la ermita de Sant Miquel de Colera, y llega hasta el coll d’Artigas, punto al cual llega también la pista que viene de la misma ermita y del coll de Sant Antoni, en Colera.
En este coll sigo las señales de pintura amarilla, como siempre, que me hacen flanquear, en ligera subida, las montañas de les Orelles de la Mula y les Barbes del Boc y pasar a tocar de la font Jordana.
No bajo porque las zarzas lo dominan todo, a pesar de la limpieza hecha recientemente. El camino desbrozado me lleva a enlazar con el camino que va de Sant Quirze de Colera al coll de Banyuls.
Una vez estoy en el camino lo sigo en bajada, en sentido suroeste, para ir al coll de Pallerols.
En el coll se deja el desvío que continúa recto en dirección a Vilamaniscle y se coge el desvío que, en sentido suroeste, baja directamente a Santo Quirze de Colera, punto final de esta propuesta.

 Puedes elegir imprimir o capturar un documento PDF

Perfil

Mapa con el recorrido

En este enlace tienes el track, por si lo quieres descargar

Visor de imágenes

Si lo prefieres, puedes acceder al álbum fotográfico

¿Quieres hacer un comentario?

Información sobre protección de datos:

  1. Responsable: Héctor Ugalde Rojo.
  2. Finalidad: responder a tu comentario.
  3. Legitimación: Tu consentimiento.
  4. Tiempo de almacenamiento: hasta que lo pidas
  5. Comunicación de los datos: no es comunicarán datos a nadie excepto por obligación legal.
  6. Tus derechos: Información, Acceso, Oposición, Rectificación, Olvido, Portabilidad, Limitar, No ser objecto de decisiones individualizadas y Presentar una reclamación ante la autoridad de control.
  7. Contacto: admin@reptesmuntanyencs.cat
  8. Información adicional: Más información en la página de política de privacidad.